Gira el mundo gira…

…en el espacio infinito…

O, en este caso, en el salón de mi casa.

Es el modo que tiene BEBÉ.M de desplazarse.

Desde que aprendió a girar no hace otra cosa, lo dejas en el suelo boca arriba y ¡pum! en menos de 10 segundos se pone boca abajo. Y se vuelve a dar la vuelta, y así sucesivamente.

Al principio era sólo eso, girar en su mantita de juegos.

Poco a poco fue adquiriendo práctica y se percató de que, cada vez que giraba, se desplazaba unos centímetros en el suelo. “¡Madre mía! Entonces…¿si giro muchas veces llegaré hasta ese mueble? Comprobémoslo.”

Había veces que lo dejaba tumbadito en su gimansio en forma de oso, bien colocado, con su cabeza encima de la cabeza del oso, salgo un minuto del salón, para tirar algo a la basura, por ejemplo, y cuando vuelvo me lo encuentro boca abajo en medio del salón, levantando la cabeza con una sonrisilla pícara que parece que quiera decir “¡¡me he escapado!! jiji”

Otro de sus objetivos suele ser alcanzar las cortinas del salón. Se ve que su mantita de juegos no le produce el suficiente interés, esas cosas que cuelgan del techo y que a veces se mueven son mucho más intrigantes. Así que, cuando me despisto, ahí que se va mi croquetita a jugar con las cortinas cual minino.

Y, ya para rematar, si se sale de su alfombra y se queda boca abajo en el suelo, entonces empieza a girar también en otro sentido, dando vueltas como si fuese las manecillas del reloj y el suelo la superifie donde están marcadas las horas. Y esto es mucho más fácil cuanto más resbale el suelo. Es desplazamiento tipo mopa. Esa porción de suelo queda reluciente.

Como véis, aún no gatea pero tiene sus recursos para desplazarse y empezar a hacer pequeñas travesuras como vaciar el estante de la mesilla de centro.

Está empezando a coger la posición gateo, pero se deja caer a los pocos segundos. Y estamos en la fase de “sólo quiero estar de pie y si no me dejas me pongo a llorar desconsolada y escandalosamente hasta que mis pies toquen el suelo” así que no parece que vaya a tardar mucho en andar, o sí, ¿quién sabe?

¿Vuestros niños también han pasado por la fase croqueta?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s